27 jun. 2017

Acuerdo del pasado


Vengo asumiendo tanto tiempo un acuerdo del pasado
que acepté sin rechistar
que recuerdo como ecos de un incendio

Un cuento en el que estoy contigo en todas partes,
manos entrelazadas entre multitud y ruido

Vengo tantos años viendo hogares marcados por tus muslos
repletos de libros, con tus voces, tan impresos,
y desayunos de domingo, abandonados

Vengo así aniñándome en la vida
explicada con tus mántricas caricias
veo a la oscuridad ignorar tu silueta
veo que tomas mi lugar, inseparable

Todo eso lo firmé antes de olvidarlo
como claúsula, gotea de regreso, con un plazo
emborronado, o un recuerdo implantado lentamente

Vengo últimamente
quemando absurdos compromisos con mi espejo
creando ecos de intención con sus cenizas
incendiando estepas para sacar de la tierra a tus fantasmas
para secar el espejismo de caricia en la laguna
cambiar el tono de tu muslo en la ribera
con el alba solitaria, disipar tu silueta

Ahora veo páginas releídas emigrar al mar
como gaviotas en silencio
y te recuerdo como a una casa abandonada
al viento helado

No hay comentarios:

Publicar un comentario